Un grupo de científicos encontraron una especie de cocodrilo jamás vista; se trata de un cocodrilo color naranja. Este animal fue encontrado en Gabón, África.

Los cocodrilos de color naranja son únicos en el mundo, que viven en medio de excrementos de murciélagos en cuevas.

El científico Richard Oslisly aseguró que quedó muy sorprendido cuando el cocodrilo salió de la cueva y era naranja.

“Cuando me acerqué con mi linterna en la cueva, y vi ojos rojos… y vi al cocodrilo! Era en 2008. Dos años después, sacamos a un primer espécimen de la cueva y nos dimos cuenta de que era naranja”.

Fue un doble hallazgo extraordinario que ocurrió mientras él y un equipo de investigadores intentaban encontrar restos de presencia humana en las cuevas de Abanda, en el sur de Gabón.

El investigador explicó que el cocodrilo puede medir hasta un metro 70 centímetros.

El cocodrilo naranja cavernícola, que puede medir hasta 1 metro 70 centímetros, es único en el mundo y solo ha sido visto en las cuevas del país africano.”

Richard Oslisly pensó que su color se debía a la alimentación que tenía, ya que los cocodrilos se alimentan de murciélagos naranjas.

“Al principio pensamos que el color podía deberse a su alimentación, ya que comprobamos que esos reptiles comen murciélagos naranjas”.

Tiempo después los científicos presentaron otras hipótesis: una ‘despigmentación’ causada por la falta de luz en esas cuevas o la nocividad del ‘guano’.

“La orina de los murciélagos empezó a atacar su piel y transformó su color”.

Con información de El Universal

Imagen Ilustrativa