Ingeniera del IPN transforma el excremento de animales en calefacción

Gabriela Romero Arenas ingeniera en sistemas ambientales del Instituto Politécnico Nacional (IPN)  ha logrado cautivar las miradas al inventar un biodigestor que transforma el excremento animal en una fuente de energía.

De acuerdo con Sin Embargo, la joven realizó un prototipo de un biodigestor, cámaras herméticas que acumulan residuos orgánicos que transforma excremento de ganado en biogás. Esto podría generar una fuente alterna de energía para las comunidades rurales.

A través de un comunicado el IPN informó que  el biodigestor es térmico, ya que se requiere una temperatura específica para que las bacterias de la materia orgánica realicen las reacciones químicas que generan el biogás; al día opera con aproximadamente de 40 kilos de residuos, que equivalen al excremento s de 2 vacas o cinco puercos.

Gabriela Romero afirmó en entrevista para el IPN que el prototipo “tiene una vida útil de hasta 10 años, al principio se necesita hacer una inversión que no es muy cara, pero ésta se recupera en corto tiempo tomando en cuenta que el costo del gas LP sube frecuentemente”.

Foto: Con todos los derechos a IPN